sábado, 26 de marzo de 2011

¿CUÁNDO ES HOY?


¿Puede HOY SER HOY, si está condicionado por situaciones pendientes, miedos, obsesiones, faltas de ganas? ¡Si el compromiso trae consigo la sensación de perderse lo no elegido, en lugar de la satisfacción de gozar de lo que sí se eligió! ¡Si las decisiones se posponen eternamente, como para quedarse en lo que genera placer, en lugar de regocijo! ¿Cuándo es HOY? ¿Mañana? ¿El mes que viene? ¿Cuando esté mayor? ¿Cuándo convenga o lo decida? ¿Cuando los chicos se independicen? ¿Cuando llegue la jubilación? ¿Cuando las aguas suban? ¿Cuando todo sea “perfecto”? ¿Cuando tenga plata, sea arquitecto, me case o herede fortunas? ¿Dónde está el HOY? ¿En el calendario? ¿En un reloj biológico? ¿En el diván de un consultorio? ¿En un despacho presidencial? ¿En el útero materno? ¿En el apoltronamiento de la comodidad? ¿En un dormitorio? ¿Cómo está el HOY? ¿Coartado por lo efímero? ¿Restringido por el entorno, por lo cultural, por barreras internas? ¿Amenazado por agonías? ¿Cuál es el HOY? ¿El virtual, el real, el imaginario, el que no existe, el inventado por el pensamiento, el cronológico, el enganchado al pasado, el ansioso por el futuro? HOY no puede ser hoy si todo tu ser no está en HOY. Si tus anhelos están en AYER, HOY NO ES HOY. Si tus sueños están en MAÑANA, HOY NO ES HOY. Entonces… ¿Cuándo es HOY? HOY ES HOY. Todo lo demás son excusas. Excusas para NO HACER lo que cada uno sabe muy bien que debe HACER. Excusas para huir. ¿Huir de qué? De un estilo de vida que daña, pero que no se abandona, tal vez por eso de: “Más vale malo conocido que bueno por conocer”, “Más vale pájaro en mano que cien volando”, por falta de adaptabilidad, por aferrarse a lo familiar, aunque en el intento nos prendamos fuego. ¿Cuánto tiempo más vas a usar MANTRAS como “No estoy preparado/a, “Todavía tengo que resolver…”, “Hasta que…no voy a o no puedo, o no quiero, o no sé”. ¿Cuándo saltar a la vida con los dos pies adentro? ¡HOY! De una vez, no? No con la idea de llegar a una meta determinada, o de cumplir un objetivo, sino con la intensión de salir de lo netamente tangible, materializado y lanzarse a un ideal vital, en el ánimo de llevarlo a cabo con alegría. Se aprende a bailar…bailando. Nadie baila por haberlo analizado por años, sino por haberse atrevido a mover todo lo necesario como para aprender y disfrutarlo, por haber metido el cuerpo. Lanzarse a la aventura de vivir a pleno los sueños, con el cuidado, respeto y AMOR a todo y todos. Ya que nuestro bien-estar no debe construirse a costa del sufrimiento ajeno.Atreverse y lanzarse,no porque se DESEA, sino porque hay ganas, esperanza y confianza.
Entonces BASTA DE EXCUSAS. HOY ES HOY.
MAÑANA, HOY VA A SER AYER Y LA OPORTUNIDAD SE TE HABRÁ IDO DE LAS MANOS POR ESPECULAR.


Desde el alma y con el corazón.
Liliana Marcela Pérez Villar.
lilianamperezv@gmail.com
FaceBook:
ANAMCARA CENTROS DE ENERGÍA.

1 comentarios:

A las domingo, marzo 27, 2011 , Anonymous Anónimo ha dicho...

Cuanto te entiendo y que dificil se me hace que hoy no sea ayer,mañana siempre parece mas facil...gracias Li querida, Ines

 

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

Enlaces a esta entrada:

Crear un enlace

<< Página principal